Rol de la hematuria dismórfica en las enfermedades gomerulares

Contenido principal del artículo

José Lucas Daza
Gerardo Gutiérrez
Verónica Vargas
Alicia Marini
Rodolfo Vavich
Daiana Abeledo
Luis Daza
Fernando Segovia

Resumen

Introducción: El sedimento de orina es una herramienta en la práctica clínica empleada desde hace muchos años para la evaluación de enfermedades renales. La detección de hematuria dismórfica es útil en el diagnóstico de enfermedades glomerulares. Objetivos: Agrupar las hematurias dismórficas en los casos con presencia de acantocitos y los que no los presentan, y correlacionar estos dos grupos con los hallazgos histológicos de las biopsias renales. Material y métodos: Estudio observacional, retrospectivo y analítico. Se incluyeron los sedimentos de orina de 276 pacientes. Se analizaron dos grupos de hematuria dismórfica: D1 (presencia de acantocitos) y D2 (sin acantocitos), y se correlacionó con los hallazgos histológicos de la biopsia renal (glomerulopatías proliferativas y no proliferativas). Se analizaron los diferentes elementos formes de la orina (cilindros hemáticos, leucocitarios, céreos, granulosos, grasos), la creatinina plasmática y la proteinuria de 24 hs en los dos grupos de glomerulopatías. Posteriormente se realizó una regresión logística para evaluar las variables independientes entre los hallazgos del sedimento de orina, con los correspondientes odds ratio (OR) e intervalos de confianza (IC 95%). Resultados: Se contó con 172 muestras provenientes de mujeres (62.3%) y 104 de hombres (37,7%). La presencia de acantocitos (D1) en las enfermedades glomerulares proliferativas (GP) fue 17 veces más frecuente comparada con las no proliferativas (GNP) OR 17.7 IC 95% (9.6-32.5) p 0.001. La presencia de cilindros hemáticos es ocho veces más frecuente en las GP OR 8 IC 95% (3.1-20.9). Los pacientes con hematuria no acantocitica (D2) es 5 veces más frecuente en una GNP OR 5.2 IC (2.4-11.3) p 0,001. La presencia de cilindros grasos fue más frecuente en los pacientes con GNP a diferencia de los cilindros leucocitarios, cuya frecuencia fue mayor en la GP. Conclusiones: La presencia de hematuria dismórfica no acantocitica (D2) se correlacionó en la histología renal con la presencia de glomerulopatías no proliferativas (GNP) en forma significativa, a diferencia de la hematuria acantocitica y cilindros hemáticos que se observaron en glomerulopatías proliferativas, por lo tanto se considera una herramienta útil para poder diferenciar clínicamente estos dos grupos, sin remplazar la biopsia renal para el diagnóstico preciso y el pronóstico.

Detalles del artículo

Cómo citar
1.
Daza JL, Gutiérrez G, Vargas V, Marini A, Vavich R, Abeledo D, Daza L, Segovia F. Rol de la hematuria dismórfica en las enfermedades gomerulares. Rev Nefrol Dial Traspl. [Internet]. 1 de diciembre de 2016 [citado 25 de octubre de 2021];36(4):229-34. Disponible en: https://www.revistarenal.org.ar/index.php/rndt/article/view/84
Sección
Artículo Original

Citas

1) Schröder FH. Microscopic haematuria. BMJ. 1994; 309(6947):70-2.

2) Mariani AJ, Mariani MC, Macchioni C, Stams UK, Hariharan A, Moriera A. The significance of adult hematuria: 1,000 hematuria evaluations including risk-benefit and cost-effectiveness analysis. J Urol. 1989;141(2):350-5.

3) Fogazzi GB, Saglimbeni L, Banfi G, Cantú M, Moroni G, Garigali G, et al. Urinary sediment features in proliferative and non-proliferative glomerular diseases. J Nephrol. 2005;18(6):703-10.

4) Fogazzi GB, Ponticelli C, Ritz E. The urinary sediment. An integrated view. 3rd ed. Milano: Elsevier Masson, 2010. 254 p.

5) Fogazzi GB, Grignani S. Urine microscopic analysis - an art abandoned by nephrologists? Nephrol Dial Transplant. 1998;13(10):2485-7.

6) Huussen J, Koene RA, Hilbrands LB. The (fixed) urinary sediment, a simple and useful diagnostic tool in patients with haematuria. Neth J Med.
2004;62(1):4-9.

7) Yuste C, Gutierrez E, Sevillano AM, Rubio-Navarro A, Amaro-Villalobos JM, Ortiz A, et al. Pathogenesis of glomerular haematuria. World J Nephrol. 2015;4(2):185-95.